Cambio climático: ¿ha llegado el momento de considerar un huracán de Categoría 6?


Una camioneta acabó en un canal, parte de las secuelas del huracán Idalia en Horseshoe Beach, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023.

Una camioneta acabó en un canal, parte de las secuelas del huracán Idalia en Horseshoe Beach, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023.

adiaz@miamiherald.com

En un mundo que se calienta y en el que el aumento de la temperatura de los océanos aviva un nuevo tipo de huracanes ultrarresistentes, ¿es suficiente una escala de vientos que alcance como máximo la Categoría 5?

¿O pudiera haber un huracán de Categoría 6?

Investigadores plantean estas preguntas en un estudio, divulgado el martes 6 de febrero, que analiza los casi 200 ciclones de Categoría 5 que se han producido en el mundo desde 1980.

Los autores del estudio afirman que cinco de esas tormentas tuvieron vientos superiores a 192 mph, y pudieran clasificarse como una hipotética “tormenta de Categoría 6”. Esas cinco tormentas se han producido desde 2013 a la fecha, y el estudio apunta al aumento de la velocidad del viento debido al calentamiento de los océanos provocado por el clima.

“Lo que estamos tratando de decir es que las tormentas más intensas, y las tormentas más ventosas, se están volviendo más ventosas debido al cambio climático”, argumentó Michael Wehner, científico del clima en el Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley con sede en California y autor principal del estudio.

La Escala Saffir-Simpson de Vientos Huracanados, nacida a principios de los años 70, clasifica las tormentas en función de la velocidad del viento y considera de Categoría 5 una tormenta con un viento sostenido de 157 mph o superior.

Pero la escala ha sido cuestionada durante mucho tiempo por ser una herramienta que no capta realmente los distintos riesgos que conlleva un huracán, como las mareas tormentosas, los tornados y las precipitaciones.

Wehner reconoció que su propuesta de añadir un huracán de Categoría 6 no resuelve los problemas de la escala Saffir-Simpson. Pero, dijo, amplía una escala que es bien conocida por el público en general, y es de esperar que haga evolucionar la conversación sobre cómo los peligros del viento de un huracán seguirán creciendo en un mundo que se calienta por el cambio climático causado por el hombre.

El Centro Nacional de Huracanes sería la dependencia encargada de actualizar la escala, pero ni siquiera los autores del estudio abogan por que esa agencia elabore una Saffir-Simpson actualizada. Es un cambio que, de todos modos, parece poco probable: El director del centro, Michael Brennan, dijo que la dependencia no quiere poner demasiado énfasis en los peligros del viento, centrándose demasiado en la categoría de la tormenta.

Esta casa bloqueó una calle después de flotar cuando varios pies de marea de tormenta del huracán Idalia inundaron Horseshoe Beach, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023.
Esta casa bloqueó una calle después de flotar cuando varios pies de marea de tormenta del huracán Idalia inundaron Horseshoe Beach, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023. Al Diaz adiaz@miamiherald.com

Alrededor del 90% de las muertes causadas por ciclones tropicales en Estados Unidos se deben al agua, no al viento, señaló Brennan.

“Hemos intentado centrarnos en los riesgos individuales, que incluyen mareas de tempestad, viento, precipitaciones, tornados y corrientes de resaca, en lugar de en la categoría concreta de la tormenta, que solo proporciona información sobre los riesgos derivados del viento”, señaló Brennan en un comunicado.

“La Categoría 5 en la escala Saffir-Simpson ya capta los ‘daños catastróficos’ del viento, por lo que no está claro que fuera necesaria otra categoría aunque las tormentas se hicieran más fuertes”.

Jeff Masters, anteriomente científico especializado en huracanes de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA), se mostró de acuerdo en que actualizar la escala para incluir una Categoría 6 pudiera concienciar más sobre las crecientes amenazas del cambio climático.

Sin embargo, Masters añadió que no está claro que la adición de una “Categoría 6” ayude a proteger vidas y propiedades si una tormenta tan fuerte se dirigiera hacia la costa de la Florida. Y con tan pocas tormentas de esa hipotética categoría, sería difícil hacer un estudio estadístico detallado.

Aun así, la escala actual de vientos huracanados es abierta, dijo Masters. Eso significa que un huracán de Categoría 5, con vientos de 160 mph, está en la misma categoría que una tormenta con vientos de 195 mph. Ambas son catastróficas, por supuesto, pero esta última pudiera causar exponencialmente más daños.

El huracán Idalia dañó gravemente algunas viviendas en Horseshoe Beach, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023.
El huracán Idalia dañó gravemente algunas viviendas en Horseshoe Beach, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023. Al Diaz adiaz@miamiherald.com

“Si una Cat. 6 se acerca, no sé si cambiaría la forma de prepararse”, dijo Masters. “Uno va a evacuar de cualquier manera. O sería tonto”.

En general, se cree que los ciclones más fuertes serán más intensos en un clima más cálido. Sin embargo, hay menos confianza en que el número total de tormentas ultra fuertes aumente, dijo.

Wehner y su equipo publicaron su trabajo en Proceedings of the National Academy of Sciences, una revista mundial revisada por expertos que abarca las ciencias biológicas, físicas y sociales. El estudio concluyó que, con dos grados centígrados de calentamiento global, el riesgo de una tormenta de Categoría 6 se duplica en el Golfo de México.

Para su investigación, que duró aproximadamente dos años, los científicos analizaron los 197 ciclones tropicales de Categoría 5 entre 1980 y 2021. Entre los cinco que identificaron como hipotéticas tormentas de Categoría 6 figuraba la tormenta más ventosa de la que se tiene constancia, un ciclón de 2015 llamado Patricia que arrasó el Océano Pacífico oriental con vientos máximos de 215 mph.

Según el estudio, las cuatro tormentas de Categoría 6 restantes surgieron en el Pacífico occidental. Alrededor del 57% de las tormentas de Categoría 5 del planeta se producen en el Pacífico occidental, que cuenta con una vasta franja de aguas cálidas. Según Masters, un número cada vez mayor de estas “supertormentas” se producirán principalmente allí.

Ron Ganser, de 73 años, inspecciona los daños causados a su casa móvil por la caída de un pino durante el huracán Idalia en Perry Cove Mobile Home and RV Park, en Perry, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023.
Ron Ganser, de 73 años, inspecciona los daños causados a su casa móvil por la caída de un pino durante el huracán Idalia en Perry Cove Mobile Home and RV Park, en Perry, Florida, el miércoles 30 de agosto de 2023. Al Diaz adiaz@miamiherald.com

Solo cuatro tormentas de Categoría 5 han tocado tierra en Estados Unidos, y tres de ellas en la Florida, según el Centro Nacional de Huracanes.

En 1935, un huracán en el Labor Day se abatió sobre los Cayos de la Florida y mató a más de 400 personas. Después llegó el huracán Andrew en agosto de 1992, que tocó tierra en el sur de la Florida, mató a más de 25 personas en el estado y causó daños por valor de más de $26,000 millones. El huracán Michael arrasó el Panhandle de la Florida en 2018 y fue directamente responsable de 16 muertes.

En una declaración preparada, James Kossin, asesor científico de la organización sin fines de lucro First Street Foundation de datos climáticos y autor del estudio, dijo que el público necesita estar mejor advertido sobre los riesgos de huracanes que la escala actual de vientos no aborda.

Aunque la adición de un huracán de Categoría 6 no resolvería ese problema, hace avanzar la conversación sobre el cambio climático, dijo Kossin.

“Pudiera aumentar la concienciación sobre los peligros del aumento del riesgo de grandes huracanes debido al calentamiento global”, dijo.

Este reportaje se realizó en colaboración con la Florida Climate Reporting Network, una iniciativa de varias redacciones fundada por el Miami Herald, el South Florida Sun Sentinel, el Palm Beach Post, el Orlando Sentinel, WLRN Public Media y el Tampa Bay Times.

Esta historia fue publicada originalmente el 7 de febrero de 2024 1:01 pm.



Source link